El próximo viernes 27 de Octubre, a las 20 horas en la Biblioteca Municipal de Aínsa, como preambulo del 10 Aniversario de nuestro concurso literario "Junto al Fogaril" que se celebrará al día siguiente. Ánchel Conte , nos presentará la reedición de su primera obra de poemas, escritos hace 45 años en Aínsa, bajo una dictadura especialmente incomprensiva con los "críticos" , Ánchel nos envia unas palabras de presentación de su obra en castellano y aragonés, el 27 más .

NO DEIXEZ MORIR A MÍA VOZ es mi primera obra literaria, publicada hace 45 años, con poemas que fueron escritos en Aínsa en mis horas de soledad –a veces inmensa soledad- entre 1967 y 1971. Mi cuarto de Casa Sánchez oyendo el rumor del Ara, mis días en el piso de la Avenida Ordesa, están presentes en estos versos que, sin yo pretenderlo, se han convertido, en opinión de muchos, en la obra fundacional de la literatura moderna en aragonés. Yo no quería más que plasmar en ellos mis emociones en una lengua aprendida de mis alumnos y de las gentes de Sobrarbe, una lengua tan ignorada y castigada como estaba toda la comarca en aquellos dramáticos finales de los años sesenta. Hoy, pasados los años, estos versos vuelven a su origen, al paisaje que los vio nacer, a la gente en la que pensaba cuando los escribía, a la lengua a la que nunca he renunciado. Con ellos viene también mi agradecimiento a una tierra de la que me considero hijo y a una gente que siempre me ha considerado uno de los suyos. Y os los ofrezco en esta nueva edición, en versión bilingüe; y lo hago aquí, porque aquí es donde adquieren todo su sentido, sólo en L’Aínsa, en aquella Aínsa pequeñeta, cerrada, aquel mundo chicorrón del que hablo en esos versos, cada poema encuentra su verdadera dimensión. Aquel joven enamorado de una tierra, una gente y una lengua, hoy ya viejo, vuelve a sentir la emoción del reencuentro con su propia vida y con un mundo al que siempre ha amado.
………………………
NO DEIXEZ MORIR A MÍA VOZ ye a mía primer obra literaria, publicada fa 45 años, con poemas que estioron escritos en L’Aínsa en as mías horas de soledat –alasveces inmensa soledat- entre 1967 y 1971. O mío cuarto de Casa Sánchez sentindo a remor de l’Ara, os míos días en o piso de l’Avenida Ordesa, bi son presens en istes versos que, sinse yo querer-lo, s’ha feito, senguntes muitos, en a obra fundacional d’a literatura moderna en aragonés. Yo no querebe sique refleixar-ie as mías emocions en una lengua aprendida d’os míos alumnos e de la chen de Sobrarbe, una lengua inorada e castigada igual como yera toda la comarca en aquels dramaticos años de fin d’a decada d’os sesanta. Hue, pasaus os años, istes versos tornan t’o suyo orichen, t’o paisache que los viyó naixer, ta la chen en a que pensabe cuan los escribibe, ta la lengua á la que nunca no he renunciau. Con els vien tamién o mío agradeiximiento á una tierra d’a que me considero fillo e á una chen que siempre m’ha considerau un d’os suyos. E tos los ofreixco en ista nueva edición, en versión bilingüe; e lo foi aquí, perque aquí ye an que alquieren tot lo suyo sentiu, només en L’Aínsa, en aquela pequeñeta L’Aínsa, zarrada, aquel mundo chicorrón d’o que parlo en ixes versos, cada poema troba la suya verdadera dimensión. Aquel chovenzano inamorau d’una tierra, una chen e una lengua, hue ya viello, torna á sentir a emoción d’o realcuentro con a suya propia vida e con un mundo que siempre ha quiesto.

Webcams Ainsa

Síguenos en Facebook