Todos los años pares durante el primer fin de semana de septiembre (normalmente), coincidiendo con la representación de La Morisma, tiene lugar  en las calles del casco histórico de Aínsa un evento singular que nos traslada en el tiempo 600 años atrás: el Mercado Medieval.

El trazado de las calles, la singularidad de los edificios, la decoración, las paradas de los artesanos, la ambientación teatral, la música en vivo, …., pasear por las calles de Aínsa se convierte en un viaje al pasado.

Más de 40 artesanos se dan cita durante dos días en las calles y plazas de la Villa,  exponen sus productos y realizan demostraciones de los procesos de elaboración.

 

Síguenos en Facebook